Hola hoy les explico cómo hacer leche de almendras en casa, el procedimiento es muy sencillo y queda muy rica.

Foto Juan José Valencia Antia

 

Las leches vegetales son una gran alternativa saludable, contienen muchas vitaminas y minerales, calcio y ácidos grasos, además de que si las preparas en casa sabes que estas consumiendo un producto de calidad no cómo lo que nos vende la industria que siempre tiene adicionado, azúcar, que está escondida con distintos nombres como jarabe de maíz de alta fructosa, destroxa, y otros nombres que nos hacen creer que no estamos tomando azúcar y además normalmente tiene incluídos otros ingredientes tóxicos para la salud cómo la carragenina, etc. Cuándo un producto procesado industrialmente tiene nombres raros es porque de esa forma abaratan los costos de la comida y además hacen que ellos tengan más ganancia a costillas de nuestra salud.

Por eso les recomiendo mejor hacer su propia leche vegetal pronto les estaré compartiendo otras recetas que yo me preparo para poder usarlas en los licuados (smoothies) y en otras recetas .

Comencemos con esta que es deliciosa y tiene una consistencia y textura buenísima.

El tiempo de duración en refrigeración es de 48 a 72 horas (puede congelarse para hacer que dure un poco más)

Ingredientes:

  • 2 Taza de almendras
  • 6 Tazas de agua
  • Endulzantes naturales  al gusto (puede ser dátiles, o miel de abeja, piloncillo o azúcar mascabado)
  • Extras opcionales (extracto de vainilla orgánica o en vaina, canela en polvo o en raja)

Preparación:

Dejar remojando las 2 tazas de almendras en 3 tazas y media de agua durante la noche previa o 8 horas antes, la verdad es que lo más cómodo es hacerlo la noche anterior para en la mañana prepararla rápidamente.

Enjuagar con un colador el agua de remojo y verter en la licuadora las almendras secas sin agua y licuar hasta que salga se haga una pasta poco a poco agregarle 3 tazas de agua nueva, endulzar y agregar los extras opcionales, licuar todo hasta ver la mezcla completamente homogénea.

Colar con una manta de cielo (o en algunos países la conocen como muselina) y exprimir ordeñando para sacar la leche en un recipiente, también existen bolsas para lechadas que se compran en algunas tiendas orgánicas o en internet, yo por ejemplo uso un saquito especial para lechadas que tiene una malla muy finita y que facilita mucho exprimir la leche y dejarla con una consistencia genial, la otra opción pero me parece que no queda muy bien la consistencia de la leche es usar un colador extra fino.

Se puede colocar la leche en un recipiente de cristal y si queremos que nos dure más tiempo de las 48 a 72 horas, ponemos una parte en el congelador para usarla en otro momento.

Leche-de-alemendras

 

¿Te gusto? Comparte este post...
Pin on PinterestEmail this to someoneShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
Mariana